El ex arquero del Atlético Morelia, Sebastián Sosa, libró de momento la prisión en Argentina tras ser acusado de delitos sexuales junto a otros tres de sus compañeros, en el que era, hasta hace poco, su club Velez de Sarsfield.

Y es que este miércoles, la jueza Eliana Gómez Moreira, quien investiga la denuncia interpuesta a los cuatro de jugadores por abuso sexual, dictó la libertad condicional para el ex portero moreliano, luego de valorar las pruebas presentadas tanto por la defensa, como por la parte acusadora.

Los otros tres futbolistas no corrieron la misma suerte: para José Florentín, Braian Cufré y Abiel Osorio, la jueza dictó prisión domiciliaria.

De acuerdo con información de medios argentinos, el pasado lunes fueron detenidos los cuatro futbolistas tras conocerse la acusación que hiciera en su contra una joven de 24 años, quién rindió su declaración ante la Cámara Gesell, al tiempo en que el club argentino tomaba la decisión de rescindir los contratos de los cuatro implicados.

En imágenes filtradas en diferentes plataformas, se pudo observar que el ex arquero rojiamarillo permaneció separado de los otros tres jugadores, y también custodiado, debido a que en la audiencia tuvo un enfrentamiento con su compañero Florentín, a quien el uruguayo tomó por el cuello sin que pasara a mayores.

Los tres jugadores con detención domiciliaria deberán buscar casa en Tucumán y usar pulseras de control por un período de tres meses por el delito de abuso sexual agravado, en un escándalo más donde los protagonistas son futbolistas profesionales.

Deja un comentario