Foto: ACG

Morelia, Michoacán

Sigue a la espera de justicia la familia de Julio César Salcedo Chagolla “Julín”, joven que fue asesinado por policías municipales en Morelia. La madre del joven moreliano, Blanca Concepción S., recalcó que ha vivido en una cadena de revictimización.

Y es que, la audiencia final del caso se llevaría a cabo este 22 de marzo, pero fue diferida para el 12 de abril a las 13:30 horas, derivado de que el fiscal encargado del caso manifestó desconocimiento porque le entregaron la carpeta de investigación la noche del 21 de marzo y no le dio tiempo de estudiarla; lo cual generó molestia y continuación en la cadena de revictimización de la familia moreliana que exige justicia en el caso.

Julín.
Foto: Archivo.

“Ya ha pasado demasiado tiempo y queremos conclusión de este proceso. Exigimos justicia ante este caso tan cobarde en el que le arrebataron la vida a mi hijo, pedimos 38 años para los culpables porque es homicidio calificado”, compartió la mujer moreliana a las afueras del Cereso David Franco Rodríguez, en donde se llevaría a cabo la audiencia.

La madre de Julín recalcó las dificultades a las que se ha enfrentado en el proceso, toda vez que ha sido revictimizada y ha escuchado mentira tras mentira en las audiencias.

“Hemos estado en audiencias de mentiras, audiencias diferidas, quieren enlodar el nombre de mi hijo, pero confiamos en la justicia, ahí están las pruebas”, añadió.

Foto: ACG

Blanca Concepción opinó que existe imparcialidad por parte de las autoridades municipales de Morelia, pues “no han mostrado un ápice de humanidad y sensibilidad hacia el caso”, pese a que la Comisión Estatal de los Derechos Humanos (CEDH) ha emitido una recomendación hacia el Ayuntamiento de Morelia, al recalcar que se trató de una ejecución extra judicial.

Julín fue asesinado el pasado 19 de agosto del 2020 en el fraccionamiento moreliano, Jardines del Toreo, le dispararon dos policías municipales de Morelia, corporación que según el alcalde, es actualmente una de las mejores instituciones del país.

Deja un comentario