Lima, Perú – Excélsior

Diez días después del hallazgo de un cuerpo en la playa Chorrillos y de la realización de análisis forenses, se determinó que el cuerpo pertenece a Blanca Arellano.

Según el documento, la víctima presentaba fracturas en las costillas, no tiene órganos y en las manos se le borraron las huellas digitales.

El análisis médico detalla que el criminal practicó en la víctima un proceso de necropsia debido a que no se hallaron órganos y que el rostro fue retirado con la intención de no identificarse.

Foto: Excélsior

Con toda la evidencia encontrada por parte de los peritos, se ha solicitado a la Fiscalía peruana, la prisión preventiva por nueve meses contra Juan Pablo Villafuerte Pinto, presunto novio de la mexicana, tras ser el principal sospechoso del feminicidio.

Pese a las agravantes y las pruebas que van saliendo a la luz, el presunto asesino, que se encuentra detenido en la cárcel de la ciudad de Huacho, a 15 kilómetros de Lima, negó ser el autor del crimen.

Así también, trascendió que Villafuerte habría intentado suicidarse, luego de que peritos encontraron una carta de despedida en una computadora portátil de su propiedad.

“Aún así decidan encarcelarme, injustamente y dañar mi vida, he decidido antes de que sigan dañando a mi familia y a mi madre, acabar con mi existencia como una persona de principios, esta será una lucha que no podré vencer y tampoco soportaré la humillación de ser paseado preso como un animal, tal cual me están tildando”, dice una parte del documento.

Para los familiares de la víctima, Villafuerte es el culpable del hecho.

Vinculación a proceso

Juan Pablo Villafuerte Pinto, fue vinculado a proceso y se le impuso la medida cautelar de prisión preventiva.

Durante la audiencia que duró más de cinco horas, el ministerio público presentó las pruebas para imputar al peruano de 37 años del feminicidio de la mexicana en la zona de Huacho.

Entre las evidencias, el ministerio público de Perú narró lo encontrado en uno de los tres domicilios que se le detectaron al estudiante de medicina, además de mensajes intercambiados entre Blanca y el acusado.

Como pruebas, también se narró la forma en que fueron hallados los restos de la mexicana, en una playa de Huacho y en distintos días.

Según el ministerio público, los servicios forenses han determinado que la mexicana fue asesinada aproximadamente el 7 de noviembre, fecha que coincide con la última comunicación que tuvo con su familia.

Además, se determinó que los restos de la mexicana fueron lanzados al mar sin órganos y que, para mutilarla, se realizaron cortes de forma profesional.

En tanto, el acusado se declaró culpable y acusó persecución en redes sociales, la cual ha afectado a su familia, incluido su hermano gemelo, quien ha sido acosado.

“La señora Blanca era mi amiga”, dijo el imputado, quien se mantuvo en la versión de que nunca sostuvo una relación amorosa con la mexicana, pues él tiene una pareja estable.

Al terminar la audiencia, el juez determinó vincular a proceso a Pablo Villafuerte por feminicidio, imponerle la medida de privación de la libertad además de imponer un tiempo de 9 meses para la investigación.

Deja un comentario