Tijuana, México

En la noche de ayer jueves, decenas de migrantes venezolanos llegaron a la garita El Chaparral, en Tijuana, luego de ser espulsados de Estados Unidos en cumplimiento a las nuevas medidas de control para migrantes.

En grupos de 10 personas, familias enteras comenzaron a salir de las instalaciones federales caminando mientras que otros fueron trasladados en vehículos oficiales del Instituto Nacional de Migración (INM), no se informó sobre cuál sería su destino. 

Blas Nuñez-Neto, subsecretario Interino de Política Fronteriza e Inmigración en el Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos, advirtió que los migrantes venezolanos que ingresen a territorio estadounidense sin documentos serán retornados a México de inmediato.

Las expulsiones se producen un día después del anunciio del gobierno de Estados Undidos de que acogerá hasta 24.000 migrantes venezolanos en aeropuertos de Estados Unidos, mediante permisos humanitarios, de forma similar a como ha admitido a los ucranianos desde que empezó la guerra con Rusia.

Mientras que México acordó recibir a los venezolanos que lleguen ilegalmente a Estados Unidos, vía terrestre, y sean expulsados.

Estas medidas son en respuesta al drástico aumento de migrantes procedentes de Venezuela, quienes en agosto rebasaron a los de Guatemala y Honduras para representar la segunda nacionalidad más numerosa en llegar a la frontera de Estados Unidos, sólo detrás de México.

 

Deja un comentario