Morelia, Michoacán

El gobernador Alfredo Ramírez Bedolla restableció la relación del Gobierno de Michoacán con las comunidades mazahuas de Crescencio Morales y de Donaciano Ojeda, ambas del municipio de Zitácuaro.

“Estamos muy contentos de recibir por primera vez a dos comunidades mazahuas de Michoacán, nuestra política es de puertas abiertas para todos los niveles de gobierno y pueblos originarios que quieran ejercer el autogobierno”, afirmó.

El mandatario precisó que los 21.3 millones de pesos que corresponden a Crescencio Morales y 3.3 millones de pesos a Donaciano Ojeda, de sus presupuestos directos, llegarán en tiempo para que puedan ejercerlos en obras y acciones prioritarias para sus habitantes.

Recordó que ambas comunidades están contempladas para recibir recursos del Fondo para el Fortalecimiento de la Paz (Fortapaz), y adelantó que en breve comenzará la capacitación a sus rondas comunitarias, mientras que en el Fondo de Aportaciones Estatales para la Infraestructura de los Servicios Públicos (Faeispum), tienen apoyos para construir infraestructura prioritaria.

El gobernador reconoció a estas comunidades por el cuidado que realizan en una fracción de las 54 mil hectáreas de bosques del oriente michoacano, entre las que destaca parte de la Biósfera de la mariposa Monarca y del sistema Cutzamala, para la cual, dijo, se realizan gestiones para que los dueños de los bosques reciban un pago por servicios ambientales hidrológicos.

Por su parte, los representantes de las comunidades agradecieron la colaboración del Gobierno de Michoacán para ejercer el autogobierno y expusieron diversas obras y acciones en las que se requiere la participación de las instituciones estatales para gestionar programas de apoyo, tener acompañamiento, atención expedita y asesoría legal.

Deja un comentario