Foto: ACG

Morelia, Michoacán

El Partido Encuentro Solidario (PES) “simpatiza” con la causa de los grupos provida que se manifestaron para se mantenga en los términos en que se aprobó el decreto que otorga derechos sociales a los embriones, pero no la arropa ni tuvo que ver con la actividad que se desarrolló ni el llamado al gobernador.

Así lo aseguró el dirigente estatal de este partido Éder López, quien al término de una serie de cuestionamientos, respuestas y contrapunteos entre reporeras que acudieron a una rueda de prensa convocada por el PES y su secretaria general, Tzitiqui Peña, declaró no haberse enterado de esa actividad y remarcó que si bien algunos militantes del PES participaron en ella, fue a título estrictamente personal.

Los reclamos de los grupos Provida que participaron fueron hacia el gobernador del estado, Alfredo Ramírez Bedolla, toda vez que el Ejecutivo observó que el dictamen aprobado por los legisladores resulta inconstitucional y pidió al Congreso que lo corrigiera para estar en condiciones de publicarse en el Periódico Oficial del Estado.

“Le solicitamos, Sr. Gobernador, que no se deje llevar por ideologías ajenas a los Derechos Humanos, y demos juntos, la sociedad y el gobierno, pasos firmes en la protección y el desarrollo de las mujeres michoacanas” (sic.), se leía en un comunicado emitido por estas agrupaciones y publicado en las redes sociales de la secretaria general del PES.

Cuestionada acerca de si conoce los procedimientos legislativos, Tzitziqui Peña reconoció que no es así, diciendo “nunca he sido diputada, querida”, pero minimizó el hecho al afirmar que “no afectaría el hecho de no conocerlos”.

Aseguró además que el 75 por ciento de la población en México se opone a la despenalización del aborto, pero cuando se le pidió dar a conocer su fuente, dijo que era una encuesta del INEGI, que no precisó, en donde el 75 por ciento de los participantes delcaró que la familia es lo más importante y el 87 por ciento dijo pertenecer a una religión.

“¿Y eso qué tiene que ver con el aborto?”, confrontó una periodista.

Mientras tanto, Éder López miraba un punto indefinido en el espacio, abría y cerraba su folder, tomaba agua o tosía, hasta que el intercambio de opiniones comenzó a salirse de control y entonces llamó al orden citando un meme: “vamoa calmarno”.

Deja un comentario