Morelia, Michoacán

Sin indicadores de amenazas o comisión de delitos en contra de integrantes de las iglesias que operan en la entidad se encuentra la Subdirección de Relación con Organizaciones Sociales, Civiles y Religiosas, reconoció el titular de la instancia estatal, José Calderón León.

Cuestionado en torno de la existencia de amenazas o amagos dirigidos en contra de sacerdotes, pastores y otros miembros de las jerarquías eclesiásticas, Calderón León dijo que ninguna instancia religiosa las ha hecho del conocimiento del estado alguna situación de esta naturaleza.

Refirió que el único caso reportado, que no involucra amenazas ni derivó en la interposición de alguna denuncia, es la agresión en contra del padre Mateo Calvillo, que José Calderón atribuyó a su responsabilidad en el atropellamiento de un perro.

El titular de la Subdirección de Relación con Organizaciones Sociales, Civiles y Religiosas agregó que tampoco se tienen indicadores en torno de la incidencia de casos de delitos que afecten a las iglesias, excepto en el rubro de robos, especialmente de arte sacro, donde la cifra es no relevante, aunque no la especificó.

Michoacán tiene alrededor de cinco mil organizaciones religiosas registradas pertenecientes o vinculadas a religiones como el cristianismo, el catolicismo, el judaísmo, entre otras.

Deja un comentario