Guardia Civil, ‘más que un cambio de imagen’

46

Morelia, Michoacán

Para el general José Alfredo Ortega Reyes, la creación de la Guardia Civil de Michoacán va más allá de un cambio de imagen en la Secretaría de Seguridad Pública (SSP). Es, dice, una recomposición a fondo en la esencia, mística y estrategia para combatir a la delincuencia.

“No es solamente un cambio de imagen, sino que estamos creando también nuevos cuerpos, nuevos agrupamientos, y fortaleciendo su mística de trabajo. Queremos ser una institución mucho más sólida y cercana a la sociedad”, sostiene en entrevista con Primera Plana MX, el exmando militar, quien desde hace nueve meses fue nombrado titular de la SSP en el estado.

Foto: Cortesía

Tres cambios de nombre y de imagen en los últimos años, ¿qué hace distinta a la Guardia Civil, de los cuerpos policiacos que ya hemos visto?

De inicio se van a establecer 13 regiones de operación, ya no solo 10. En lo que tiene que ver con agrupamientos especializados, se creó ya el agrupamiento turístico, la Guardia Civil Turística; habrá también un agrupamiento especializado en aprehensiones para ir de la mano con la Fiscalía; se crea un agrupamiento forestal y ambiental, sobre todo porque Michoacán tiene una inmensa superficie de bosques, y se crea también una unidad cibernética, con lo que se hace más robusto el campo de acción.

Además de la imagen, ¿qué otra característica importará esta Guardia Civil con respecto a la Guardia Nacional?

Acabamos de firmar un documento con la Sedena, por ejemplo, solicitándole que imparta a un grupo de 50 ó 60 personas de esta secretaría un curso de protección civil, porque Michoacán tiene una gran cantidad de fenómenos naturales, huracanes, incendios forestales, sismos. Todo eso nos llevó a formar a los elementos en protección civil y, cuando sea el caso, estar atentos para coadyuvar en la atención de estos desastres.

Foto: Cortesía

Dice el gobernador que la confrontación entre el estado y la Federación hizo mucho daño y que esa etapa ya ha sido superada, ¿coincide con eso?

La estrategia de esta secretaría está vinculada con la estrategia nacional de seguridad pública, con el manual para la reconstrucción de la paz y todos sus lineamientos, fundamentada en tres ejes rectores. El primero de ellos consiste en tener mayor presencia en todo el estado, sacar a todo el personal a operar; tenemos cerca de 600 operativos diarios. El segundo es reforzar los municipios más dañados, más vulnerados en materia de seguridad pública; en 11 municipios hemos sustituido la función de seguridad pública con personal nuestro. El tercer eje es fortalecer la coordinación con los estados vecinos, donde hemos llevado a cabo ya varias acciones operativas interestatales.

Ahora que el Congreso aprobó el reconocimiento de las rondas comunitarias, ¿cómo será esa coordinación, considerando que las rondas se integran con gente de la población civil?

Le comento que son ya 19 comunidades las que han firmado el convenio de colaboración con esta secretaría, ¿qué va a pasar con ellos? Que todo el personal de las rondas comunitarias va a pasar por un proceso para su ingreso, es decir, su examen de confianza y una capacitación de tres meses en centros de adiestramiento regionalizado. Una vez que esté eso, el Sistema Nacional de Seguridad Pública expedirá el permiso para que las rondas comunitarias puedan adquirir o gestionar ante la Sedena las armas que requieran, conforme a la ley.

Foto: Cortesía

¿Cuáles son hoy los focos rojos que usted ve en materia de seguridad en Michoacán?

Los principales focos rojos son en la confluencia de municipios con otros estados. En la zona occidental, lo son los municipios que colindan con Jalisco; son municipios muy complejos en temas de violencia. En la zona oriental, tenemos los municipios que colindan con Estado de México y algunos que colindan con Guerrero se han vuelto también un poco complejos. En la zona sur occidental, tenemos los municipios de Tepalcatepec, Coalcomán, Chinicuila. Esto ha hecho que las fuerzas de seguridad hayamos aplicado una estrategia en la que se ha avanzado para recuperar la transitabilidad en algunas partes del estado para darle confianza a la población.

Zamora ya no es foco rojo; ahí hemos logrado reducir los homicidios. En estos operativos llamados Blindaje Morelia y Blindaje Zamora, hemos logrado asegurar más de 16.3 kilos de cristal. Hablar de esa cantidad es hablar de aproximadamente 16 millones de pesos, que se le ha retirado a la delincuencia. Se han asegurado muchas armas y detenido a gente con mandamiento judicial. Entre menos delincuentes y armas estén circulando, vamos a avanzar en la construcción de paz.

¿Podríamos decir que San José de Gracia ya está bajo control del Estado o todavía hay dificultades por la presencia de grupos criminales?

Ahorita ya está bajo control. Sigue teniendo su policía municipal, pero hay presencia muy cercana de la Guardia Nacional, de la Fiscalía y de la propia Sedena, entonces toda esa área está bajo control. Hemos tenido algunos incidentes en la zona de Cojumatlán de Régules y Jiquilpan, por eso vamos a estar presentes allá también en estos días.

Deja un comentario