Morelia, Michoacán

Michoacán va por un aumento anual de 10 por ciento en la producción de alimentos básicos para así abatir el encarecimiento de maíz, arroz, frijol, trigo panificable, pollo, huevo, leche y otros, a la par que se asegura la alimentación de la población.

Tras el arranque de la campaña de Producción de Granos en la entidad, el subsecretario federal de Autosuficiencia Alimentaria de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader), Víctor Suárez, explicó que el estado y el país enfrentan una problemática de seguridad alimentaria que no es fruto del desabasto, sino de la carestía.

“No tenemos desabasto de alimentos, porque especialmente los pequeños y medianos productores han sostenido sus esfuerzos. Durante la fase de confinamiento obligatorio por la pandemia de covid, la economía mexicana cayó, pero el campo creció dos por ciento, no ha parado.

“El problema, entonces, es el aumento de los precios por la dependencia de las importaciones de alimentos e insumos, que conllevan importación de la inflación, pues granos básicos caros es alimentos caros”, detalló Víctor Suárez.

Indicó que entre las causas del encarecimiento, se encuentran la dislocación de las cadenas de suministro, lo que ha llevado a que los costos se tripliquen y que la estrategia para superar estas condiciones será el aumento en la producción, en oposición al control de precios establecido en años anteriores.

“Primero los alimentos básicos, primero las familias rurales”, reiteró.

Para incrementar la producción de alimentos básicos en 10 por ciento en el siguiente año, detalló el titular de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural estatal, Cuauhtémoc Ramírez Romero, se precisa de elevar tanto la superficie sembrada como la productividad de los cultivos.

En el estado, se tienen un millón 150 mil hectáreas destinadas a la producción de alimentos, con lo que se debería tener un incremento de 115 mil hectáreas en 2023. Para esto, será fundamental la campaña de Producción de Granos, por el crecimiento en la obtención de alimentos básicos e insumos para sectores como la ganadería y por la alineación entre las políticas públicas puestas en marcha por la Federación y el estado.

El gobernador de Michoacán, Alfredo Ramírez Bedolla, aseguró que la Federación y el estado han mostrado un apoyo decidido al campo en la entidad, que se traduce en subsidios, programas y acciones en beneficio de este sector y puntualizó que el gobierno federal beneficia a 110 mil productores de alimentos, con una inversión de dos mil 511 millones de pesos.

Algunos especialistas han alertado que América Latina no sólo no logrará el objetivo Cero Hambre de la Agenda 2030 de la Organización de las Naciones Unidas, sino que incorporará 20 millones de personasas a la condición de carencia alimentaria.

Deja un comentario