Ginebra, Suiza

Una nueva y peligrosa subvariante del covid-19 empieza a extenderse a nivel mundial y ya ha despertado el interés y la preocupación de los científicos.

Se trata de la ómicron BA.2.75, bautizada como Centauro, que ya se ha detectado en una decena de países y que avanza rápidamente.

En la India, por ejemplo, ya representa el 20% de todos los contagios, según los cálculos de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Los expertos estudian ahora la capacidad de transmisibilidad y contagio de esta nueva subvariante para prever el impacto que puede llegar a tener, pero, de momento, todavía no la han clasificado como “preocupante”, a pesar de que sí siguen de cerca su evolución.

Se estima que Centauro es hasta 5 veces más contagiosa que las anteriores variante del covid-19. Delta, podía propagarse de un paciente a entre 8 y 12 personas; Centaurus podría pasar de un enfermo a entre 40 y 60 personas.

En conjunto, entre todas las variantes y a nivel mundial, el número de nuevos casos semanales ha aumentado por cuarta semana consecutiva, después de haber seguido una tendencia a la baja que se mantenía desde el mes de marzo pasado.

La última semana de junio la OMS reportó 4,6 millones de nuevos contagios, una cifra similar a la de la semana anterior.

Paralelamente, la Agencia Europea de Medicamentos (EMA, por sus siglas en inglés) ha asegurado la pasada semana que está ultimando los detalles para dar el visto bueno a la nueva vacuna contra el coronavirus.

El fármaco se podría aprobar definitivamente en septiembre y serviría como dosis de refuerzo.

Deja un comentario