Una deuda millonaria provocó el atentado con bomba en Salamanca; detenidos los autores del crimen

1015

León, Guanajuato

Cuatro días después del ataque, la Fiscalía del Estado de Guanajuato ha anunciado la detención de los autores intelectuales y materiales del atentado con una bomba casera en el restaurante Barra 1604, en la ciudad de Salamanca, que el pasado domingo le costó la vida al dueño Mauricio Salvador Romero Morales, y al gerente del lugar, además de dejar varias personas heridos.

Georgina ‘N’ y Eduardo ‘N’, se omiten los apellidos en la carpeta de investigación, han sido puestos a disposición judicial como los responsables de enviar el paquete bomba hacia el restaurante.

La Fiscalía señala que el ataque fue un acto de venganza por motivos económicos:

“Negociaciones comerciales que concluyeron en malos términos por un adeudo millonario”, como ha mencionado el fiscal, Carlos Zamarripa, durante su comparecencia.

Ante las preguntas de los periodistas agregó:

“Existió una sociedad entre Mauricio Salvador Romero Morales y los acusados. No podemos decir si fue formal, pero lo cierto es que tenían una relación comercial para poder iniciar el negocio de un restaurante y se aportó una cantidad millonaria”, ha agregado Zamarripa.

El artefacto, con la apariencia de un regalo por el cumpleaños del dueño, fue accionado de manera remota en la puerta del restaurante.

Los detenidos trasladaron el paquete desde Ciudad Cortázar, a 40 kilómetros de Salamanca, a bordo de un taxi y ahí se dieron cita con el mensajero.

La caja fue entregada por un hombre y una mujer de la empresa de paquetería Sobre 2 ruedas que atiende pedidos de traslados por WhatsApp.

 “Llevarlo al bar Barra 1604 y preguntar por el dueño”, decía el mensaje que ha mostrado la Fiscalía.

El fiscal señaló que a través del celular del repartidor se pudieron obtener las pantallas de las conversaciones de los sujetos que habían solicitado este servicio de traslado

“No era un acto terrorista aleatorio, indiscriminado, iba dirigido a una persona”, ha comentado el gobernador de Guanajuato, Diego Sinhue.

Deja un comentario