FOTO: ACG

Morelia, Michoacán.- Ante la gran cantidad de acciones delictivas realizadas hoy por integrantes del Frente Nacional de Lucha por el Socialismo (FNLS) y de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) con el pretexto de la marcha que organizaron este viernes en la capital michoacana, la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) desplegó un operativo para impedir que los manifestantes lleven sus desmanes hasta el corazón del Centro Histórico.

FOTO: ACG

Cuando el contingente de 2 mil 500 maestros, encapuchados y comuneros circulaba por la avenida Madero con dirección a Palacio de Gobierno, se topó de frente con un nutrido de grupo de elementos de la Unidad de Restablecimiento del Orden Público (UROP) de la Policía Michoacán, que ahí los esperaba.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El despliegue policial se ubicó desde Cuautla esquina con Madero, Quintana Roo con Madero y Guillermo Prieto con Madero, donde se han colocado filas de elementos de seguridad.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El batallón policial se encuentra comandado por el subsecretario de Seguridad Pública, Carlos Gómez Arrieta, quien al frente de la agrupación registra todas las acciones, y se asegura del cumplimiento de la ley, tanto por parte de los inconformes, como de sus agentes.

Los manifestantes, que para llegar al sitio de la marcha robaron autobuses, saquearon vehículos repartidores de comida, secuestraron tráilers para bloquear las carreteras e impedir el libre tránsito, extorsionaron a los viajantes amenazándolos a cambio de dinero, y que realizaban pintas a edificaciones privadas y públicas a su paso, reaccionaron con indignación ante la medida operativa tomada por las autoridades, y aseguraron tener derecho a realizarlas porque “antes de la llegada de los españoles todo esto era un territorio purépecha”.

Deja un comentario