Según encuesta, michoacanos quieren que normalistas sean juzgados desde prisión

12

Morelia, Michoacán

El 81 por ciento de 806 personas que fueron encuestadas en redes sociales consideran que los tres egresados escuelas normales que fueron detenidos en flagrancia quemando un camión deberían enfrentar su proceso en prisión preventiva.

El estudio fue realizado por la casa encuestadora TE0R3M4, se aplicó mediante encuestas a mayores de 17 años de Michoacán del 30 de octubre al 2 de noviembre de este año y hace alusión a la detención realizada por la ronda comunitaria de Cheranástico el pasado 28 de octubre.

También se preguntó a los usuarios de redes sociales si estaban enterados de que “el gobernador Alfredo Ramírez Bedolla eliminó las plazas automáticas”, a lo que el 76.4 por ciento respondió de manera positiva.

Otra pregunta fue si sabían que los normalistas incendiaron automóviles “en estos días”. El 88 por ciento dijo estar enterado.

Se cuestionó también a los internautas si consideran que el gobierno debería ceder a la presión de los normalistas y entregar plazas automáticas, no ceder o bien usar la fuerza pública y de acuerdo con los resultados, el 43.4 por ciento cree que se debe emplear la fuerza pública para someterlos:

Finalmente se les cuestionó si consideran que, como lo ha declarado el gobernador, los normalistas son utilizados por los sindicatos educativos para presionar al gobierno, a lo que el 85 por ciento de los encuestados respondió de manera positiva.

¿Qué es la prisión preventiva?

La prisión preventiva oficiosa es una figura que actualmente está en discusión en la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), pues organismos internacionales se han pronunciado porque se elimine o bien no sea automática y se aplique según las particularidades de cada caso, para así evitar que personas que se encuentran sin una sentencia y podrían resultar inocentes enfrenten la privación de su libertad.

Se aplica cuando se considera que la persona juzgada puede sustraerse a los efectos del país y tiene los medios de huir o bien cuando el juez cree que representa un peligro para la sociedad.

El presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, ha sostenido una postura firme en contra de esta posibilidad, para que de manera automática se aplique la prisión preventiva a todos los detenidos por delitos considerados graves y así sean juzgados en reclusión.

Deja un comentario