Compran bien barato una obra de arte que vale millones

15

Los Ángeles, EU

En 2016 las hijas del fallecido arquitecto Jean-Paul Carlhian, de Concord, Massachusetts, vendieron a un coleccionista de arte un dibujo de su padre por 26 euros pensando que no tendría ninguna importancia.

Curiosamente, el comprador anónimo no reparó en principio en el valor real que tenía la pintura hasta que un amigo, otro experto en arte, analizó bien la obra en 2021 en la que se ve a la Virgen María y al niño Jesús.

Al final, se descubrió que el insignificante boceto era nada menos que un dibujo original de Alberto Durero, un artista alemán del movimiento renacentista que se hizo popular con solo veinte años gracias a sus grabados en madera de alta calidad.

Durero se convirtió en un pintor muy influyente en toda Europa y en el día de hoy sus creaciones alcanzan cifras estratosféricas. 

Aunque en un primer momento los expertos de arte dudaron sobre la autenticidad de la obra, y pensaron que era una falsificación, tras un análisis exhaustivo y una evaluación hecha por expertos como Christof Metzger y Giulia Bartrum se confirmó la autenticidad de la obra.

Dos características de la pintura demuestraron que era original: el monograma del artista se realizó con la misma tinta que aparece en el dibujo y la obra se diseñó usando el papel con una marca de agua que se ve en más de 200 hojas utilizadas por el artista.

Los académicos sospechan que podría ser el boceto de la acuarela “La Virgen con una multitud de animales” de 1505.

Estos factores hicieron ascender la obra de 26 euros a 44,5 millones.

Deja un comentario