Tráfico de drogas, robo de vehículos, secuestro y extorsión, en el historial de ‘El Beny’

38

Redacción

Morelia, Michoacán.- El historial delictivo de Benito Morales, ‘El Beny’, indica que fue integrante del cártel de ‘Los Caballeros Templarios’, de cuyos líderes era enlace y operador en la Meseta Purépecha.

Con el declive de la organización, durante el movimiento de las autodefensas, ‘El Beny’ salió de Michoacán para irse a radicar a Tijuana, Baja California; en esa ciudad fronteriza se asentó hasta finales de 2015 y regresó entonces a la comunidad de Arantepacua, de donde es originario.

Ya de vuelta en Michoacán organiza -al amparo del grupo criminal de ‘Los Viagras’- su propia célula delictiva en la Meseta, dedicándose a diversos ilícitos como son el cobro de piso a madereros, distribución y venta de drogas, robo de vehículos, extorsiones y secuestros.

Cuenta con un grupo de aproximadamente 20 personas, a las que se ha observado portando armas largas de uso exclusivo del Ejército, con aditamento de lanza granadas.

En mayo del año pasado fue retenido por comuneros en la población de Nahuatzen, en poder de armas, droga y vehículos con reporte de robo. Fue puesto a disposición de la Procuraduría General de la República (PGR) y se le liberó meses después por supuestas violaciones al debido proceso, por haber sido retenido por los pobladores y exhibido en la plaza principal, amarrado y con letreros colgados en su cuerpo.

el beny arbol organizacion delictiva

De sus principales operadores para la venta y distribución de drogas se sabe que uno responde al nombre de Luis Crisostomo Bautista, alias ‘El Loco’, originario de la comunidad de Quinceo, en el municipio de Paracho.

Se tiene informes de que el pasado 5 de abril ‘El Beny’ y otro sujeto al que se le conoce como ‘El Huetamo’, estuvieron organizándose para “recibir” a los policías que se dirigían a Arantepacua.

Pobladores refieren que Benito Morales es primo del actual alcalde de Nahuatzen, Miguel Prado Morales.

En la PGJE se indaga si la célula de ‘El Beny’ daba protección a la banda de secuestradores que en febrero de este año privó de la libertad a una mujer comerciante en Los Reyes, a quien después decidieron asesinar por haber reconocido a uno de los captores.

Deja un comentario